AYUDAS A LA NAVEGACIÓN:

CONTENIDO PRINCIPAL DE LA PÁGINA:

Rosa Valverde. Cajas de arte

Las cajas han sido una constante a lo largo de toda la carrera artística de Rosa Valverde. En esta exposición monográfica se han reunido 52 cajas creadas entre 1975 y 2012, casi la mitad de las realizadas por la artista a lo largo de su trayectoria.

  • 27 de enero - 13 de marzo de 2022
  • De martes a domingo, 10:00-20:00
  • Acceso gratuito
  • Laboratorio

Esta exposición, comisariada por Isabel Sagüés, permite al espectador adentrarse en el universo de la artista a través de sus singulares cajas de arte.

La artista ROSA VALVERDE (Donostia / San Sebastián, 1953-Azkaine, 2015) trabajó en distintos formatos a lo largo de su trayectoria artística: pintura, dibujo, grabado, objetos escultóricos... y cajas, estas últimas con mayor intensidad a partir del año 2000.

Las cajas son probablemente las creaciones más íntimas y personales de Rosa Valverde. Se componen de objetos diversos que en sí, sueltos, carecen de valor. Son objetos encontrados, regalos de amigos o hallados en bazares o mercadillos. Seleccionados por la sensibilidad de la artista y guardados como un tesoro, han estado en las estanterías de su estudio o de su casa hasta que han encontrado su sitio en una caja. Allí se colocan a modo de un collage en tres dimensiones creando una narración emocionante, poética, a veces demoledora.

Es en la combinación de esos objetos, que responde a una estética y un lenguaje muy concretos, cuando surge la emoción. Se trata de un lenguaje propio, sin prejuicios, elaborado desde una actitud de absoluta libertad, en el que el humor y la ironía son un ingrediente fundamental. Estas creaciones en ocasiones evocan lo kitsch o se sirven de lo cursi en un afán incisivo, para crear un contraste.

Izenbururik gabe 1980    Izenbururik gabe / Sin título, 2002     Sal y pimienta La pastora y el cosmos    Mar de fondo     Se lo dedico a Piero     Izenbururik gabe / Sin título, 2022
 

Las cajas son, probablemente, las creaciones más íntimas de Rosa Valverde.

Isabel Sagüés, comisaria de la exposición, escribía para el catálogo: “Cuando Rosa Valverde hablaba sobre sus cajas (o sus cuadros), lo hacía relatando aspectos que rodeaban a la obra. Generalmente se trataba de alguna anécdota sobre el origen de alguno de los objetos o relataba una historia que ella misma creaba sobre la caja una vez ya terminada esta. No contaba lo que quería expresar con una determinada caja o lo que “significaba”. En realidad ni ella misma podía explicarlo o no quería hacerlo de una manera explícita ya que las cajas están hechas desde un lugar en que es difusa la frontera entre lo racional y lo irracional. Parten desde unas pulsiones alimentadas por todo su bagaje de emociones, pasiones y actitudes que son el origen de todas sus creaciones. (...) Desgraciadamente, hoy Rosa Valverde ya no está entre nosotros para contar las historias de las cajas de esta exposición. Pero a través del análisis de la documentación de su archivo y acudiendo a mi todavía fresca memoria, he tratado de “ilustrar” algunas cajas con algunos comentarios o pequeños relatos, para arrojar algo de luz que acompañe al espectador en esta exposición.”

Las cajas están hechas desde un lugar en que es difusa la frontera entre lo racional y lo irracional...

Fernando Golvano, autor del otro texto del catálogo, dice entre otras cosas: "Rosa Valverde (1953-2015) era la más joven de esa emergente constelación de afinidades afectivas y electivas, y presentó su primera exposición en San Telmo Museoa en el año 1978. Una serie de motivos y elementos recurrentes migran de las pinturas a otros soportes y cajas: animales (gatos y perros principalmente), Werther (su perro), autorretratos, retratos, paisajes, maniquíes, mujeres fatales, diablas, fumadoras, cromos con retratos de mujeres, figuras desnudas, amigos pintores, bañistas, niños y niñas, conchas marinas, amebas, paisajes nocturnos, besos, agitprop feminista (tres pinturas de 1983), Cristas, bailarinas, maternidades, monjas, modelos, retratos de actrices y otras celebridades, relicarios, recuerdos familiares, perlas, bolas de cristal, rosas naturales y artificiales, sirenas, ranas, maniquíes, piedras, plumas, dibujos, fotografías antiguas, alfileres, tejidos bordados, bibelots diversos que encuentra en tiendas y anticuarios. Todo un mundo heteróclito de referencias que depurará y ordenará en esas pequeñas escenografías que constituyen sus cajas. Precisamente este apartado de su producción ha tenido menos presencia en las exposiciones que realizara, de ahí que pareciera que respondiera a una dedicación menor e intermitente. Y, sin embargo, se sitúan en el mismo plano de interés y valor que sus pinturas y collages.”

Esta exposición se enmarca en un proyecto mayor, Baginen Bagara, que tiene entre sus objetivos el de visibilizar a las artistas de nuestro entorno. Si bien el trabajo de Rosa Valverde ya se ha podido ver anteriormente en San Telmo – entre otras ocasiones, en la primera exposición individual de la artista, que se celebró en 1978 en el museo-, aprovechando la posibilidad de mostrar las cajas, se plantea como un caso de estudio que se centra en esta creadora donostiarra que trabajó este formato para mostrar su singularidad. Coincide además con la incorporación de obra de esta autora a las colecciones del museo, tanto por compra como por la donación de obra en papel que se hará pública próximamente.

Visitas guiadas

Las visitas requieren reserva de plaza.

Actividades


CABECERA DE LA WEB:

San Sebastián, ciudad de la cultura

Menú de selección de idioma

Menú auxiliar:

Museo San Telmo en Redes Sociales:

  • Facebook
  • Twitter
  • Instagram
  • ivoox
  • Youtube
  • Ayuntamiento de Donostia-San Sebastián

MENÚ PRINCIPAL:


BUSCADOR:


PIE DE PÁGINA:

  • Ayuntamiento de Donostia-San Sebastián
  • Gobierno Vasco
  • Diputación Foral de Gipuzkoa
  • Ministerio de Cultura

AYUDAS A LA NAVEGACIÓN: